¿Te consideras una persona de éxito?

Las llamadas personas de éxito son esos profesionales que desempeñan sus funciones en un cargo con muy buenas condiciones, como éstas :

  • Buen sueldo
  • Seguro de salud privado
  • Plan de pensiones
  • Flexibilidad horaria

Un puesto de trabajo con estas características es considerado por la mayoría, como algo deseable y que aceptarían, sin dudarlo.

Sin embargo, no todas las personas que disponen de un puesto similar, se sienten realmente afortunadas.

¿Qué implica sentirse una persona de éxito?

La definición de éxito es un concepto subjetivo.

Probablemente, mi concepto de éxito no coincida con el vuestro.

Te agradecería que, antes de continuar leyendo, dedicaras unos minutos a reflexionar sobre qué es para ti, el éxito.

El éxito es disponer de un equilibrio a nivel personal y profesional

 

Este equilibrio, es el éxito que todo el mundo desea.

El equilibrio personal nos permite disfrutar de los nuestros y disponer de más tiempo libre para nosotros (hacer ejercicio, cuidarnos, estudiar, viajar,…)

Para mi, el éxito a nivel profesional ha implicado:

  • Tener un negocio propio que me permita conciliar mi vida personal y profesional.
  • Contar con los ingresos deseados.  
  • Poder trabajar en lo que realmente me gusta.
  • Poner mis conocimientos y experiencia a disposición de los demás.
  • Ayudar a muchas personas a encontrar el trabajo deseado o a impulsar su carrera profesional.

Mi objetivo y mi vocación son:

  • Ayudar a profesionales estancados o insatisfechos en su actual trabajo, que quieran progresar e impulsar su carrera profesional y no sepan cómo lograrlo.
  • Apoyar a profesionales a salir de su zona de confort para conseguir que pasen a la acción, con el objetivo de poder disfrutar de un trabajo que les permita desarrollarse a nivel personal y profesional y les haga sentirse realizados.
  • Orientar a aquellas personas que buscan su primer trabajo.
  • Guiar a personas muy preparadas que desean reincorporarse al mundo laboral, después de un largo periodo sin trabajar.

“Ayudo a personas que desean encontrar un trabajo que les permita desarrollarse a nivel personal y profesionalmente y les haga sentirse realizados»

 

Ahora dime, ¿Coincide con lo que habías pensado anteriormente sobre el éxito profesional?

Creo que ahora, es más sencillo comprender que haya personas que, a pesar de estar situados en un puesto considerado de “éxito profesional”, ellas no se sienten así.

¿Sientes que tu trabajo es considerado un trabajo de éxito?

Existen muchos factores que pueden influir a nivel laboral para no sentirse una persona de éxito, citaré algunos ejemplos vividos::

  • Sentirse estancado.
  • Desmotivado.
  • Sentir que «has tocado techo».
  • No sentirse realizado …

La mayoría de estos factores se pueden englobar dentro de los llamados, riesgos psicosociales.

Al igual que es necesario analizar los riesgos físicos a los que se expone una persona en su puesto de trabajo, también es necesario evaluar estos riesgos.

Al igual que es necesario analizar los riesgos físicos a los que se expone una persona en su puesto de trabajo, también es necesario evaluar los riesgos psicosociales

¿Qué son los riesgos psicosociales?

Son muchas las empresas, que evalúan los riesgos físicos, en cambio, no son tantas, las empresas que evalúan los riesgos psicosociales.

A continuación, voy a detallaros brevemente, cada uno de estos posibles riesgos:

  1. Tiempo de Trabajo: Define si el trabajo se puede realizar en la propia jornada laboral o es necesario incrementarla con frecuencia. Es decir, si es posible conciliar vida personal y profesional o no.
  2. Carga mental: Si existe mucha cantidad de trabajo o el trabajo requiere mucho esfuerzo a nivel mental.
  3. Autonomía: Define si a lo largo de la jornada, el trabajador dispone de autonomía suficiente como para poder organizar sus tareas.
  4. Demandas Psicológicas: Si las funciones a realizar exigen una gran concentración o no.
  5. Variedad / Contenido de trabajo: Valora si el trabajo es rutinario o existen diversas tareas a realizar.
  6. Supervisión / Participación: Esta variable, dispone de dos subvariables:
    • Supervisión: Si el supervisor, jefe, directivo,… realiza una buena supervisión, dirección y liderazgo del equipo.
    • Participación: Si se escuchan y se valoran las propuestas del resto de trabajadores.
  7. Definición del Rol: Quedan claramente delimitadas las funciones y responsabilidades de los empleados.
  8. Interés por el trabajador/ Compensación: La empresa se preocupa por la formación, el desarrollo profesional del trabajador y la compensación es adecuada al puesto.
  9. Relaciones Personales: En caso de ser buenas, pueden mitigar parte de los riesgos.

Aunque es probable que ya identifiquéis en vuestro trabajo los factores positivos, probablemente, teniendo en cuenta esta información, podáis realizar un análisis más completo de otros factores, que no os gustan tanto y  no tuvierais tan bien definidos.

Esta información os puede servir de base para definir, qué factores negativos encontráis en vuestro trabajo:

  • Si son importantes para vosotros o no.
  • Qué hacer cuando el peso de esos factores negativos es superior al de los factores positivos.

En ese caso, todos disponemos de dos opciones:

¿Prefieres continuar en ese trabajo que otros consideran de “éxito” y que no te permite sentirte realizado, o luchar por ese trabajo que te mereces y deseas?. ¿Quieres soñar tu vida profesional «ideal» o quieres vivir tu sueño profesional?

 

Si necesitas que te ayude o te oriente sobre cómo cambiar o mejorar tu vida laboral, con la finalidad de sentirte una persona de éxito, solo tienes que ponerte en contacto conmigo.

¡Estaré encantada de poder ayudarte!

¡Sí!¡Quiero mejorar mi vida laboral!